Volcán Villarica. Imagen obtenida de Clave9.

Continuamos con nuestras crónicas viajeras en el interior de Chile. Tras estar varios días en Santiago y uno más en Valparaíso, decidimos viajar de noche de Valpo a Temuco en autobús. El viaje duró más de diez horas.

Al fin estábamos en la Araucanía chilena, en territorio mapuche. Eran alrededor de las siete de la mañana cuando llegamos a Temuco, apenas amaneciendo. Pudimos contemplar la neblina alrededor de los pinos que cubrían el cerro que estaba frente a la central de autobuses. De ahí tomamos un taxi, los cuales funcionan a manera de pesero, es decir, tienen una ruta establecida y cobran lo mismo a todos los pasajeros. Para ir al centro, el costo fue de $2000 pesos chilenos (alrededor de $57 pesos mexicanos).

Llegamos a nuestro hotel muy de mañana, antes de la hora de entrada, pero en el Hotel Aitue nos hicieron sentir bienvenidos después del largo viaje. Guardamos el equipaje, desayunamos acompañados de un par de huéspedes, y nos salimos a recorrer el centro, a dos manzanas de nuestro hotel.

Plaza principal de Temuco. Foto: Vagabunda Mx

En el centro de la Plaza principal se encuentra La Araucana, escultura que representa a una curandera mapuche (machi), un guerrero mapuche, un soldado y un colono, obra hecha por artistas locales.

«Entre las actividades que los turistas suelen realizar en Temuco, está el paseo denominado: Sigue las huellas de Pablo Neruda, quien pasó parte de su infancia en Temuco. No solo fue marcado por esta tierra y su cultura sino que él impregnó su marca personal en la ciudad. Ahora en ella, podrás revivir su historia ya sea visitando su casa ubicada muy cerca de la feria Pinto o recorriendo el hermoso Museo Nacional Ferroviario que lleva su nombre. Como parte de las huellas de Neruda, está la Ruta Patrimonial que incluye visitar: Barrio Estación, Cerro Ñielol, Balmaceda, Centro Temuco y Río Cautín. Así, esta ruta te llevará también a la Iglesia Corazón de María, placa recordatoria de Neruda a su primera profesora, Escuela Agrícola, tumba de sus padres y familiares, Feria Artesanal Regional, Puente Ferriovario y más». (Rodrigo, 2020)

Temuco es una ciudad pequeña, que cuenta con muchos atractivos naturales: parques naturales, termas, rutas de rápel y barranquismo, rutas australes, así como paseos a las comunidades que están a la redonda. Fue lo que hicimos nosotros, decidimos viajar a Pucón, pasando por Villarica.

Esta vez decidimos rentar un auto para hacer más efectivo el traslado y realizar varias paradas. La agencia de carros de renta se encontraba justo a un lado del hotel. En el arriendo de vehículos First Car, rentamos un vehículo de clase económica, un Suzuki Swift, a un precio de $28500 pesos chilenos por día ($800 pesos mexicanos por día). Una opción que, si está dentro de tu presupuesto, recomendamos ampliamente.

Villarica-Pucón

El volcán Villarica. Foto: Vagabunda Mx

Observar lo que esta parte del país ofrece a la mirada, a todos los sentidos, hace que comprendamos un poco del conflicto que envuelve a este territorio desde hace tanto entre el Estado chileno y el Pueblo Mapuche. Tal riqueza natural no puede dejar de ser un objeto de disputa entre los grandes intereses económicos y políticos y la cosmovisión opuesta que mantienen los pueblos originarios, en este caso de los mapuches que habitan en Chile, pues los mapuches o araucanos ​son un pueblo indígena que habita en Chile y Argentina.

Si deseas conocer un poco más del conflicto, hemos creado una nota especial sobre el origen del conflicto y principales demandas del Pueblo Mapuche al Estado chileno que te invitamos a leer, pues creemos que, como en todo lugar del planeta, los lugares que visitamos guardan una historia tan antigua como relevante, y que intentar conocerla, aunque sea apenas unas pinceladas, nos ayuda a que esos asomos que hacemos como visitantes de un par de días o meses logren un poco más de profundidad, de allí que mencionemos el conflicto que existe en la Araucanía.

De regreso a nuestro viaje, la experiencia de atravesar por carretera la región araucana es fantástica en sí misma. Ese día estuvo soleado, así que nos permitió disfrutar de los colores que pintaban los campos de esa selva austral que, aunque la ganadería y la agricultura han alterado creando grandes praderas, todavía conserva grandes espacios arbolados.

Avenida Costanera de Villarica. Foto: Vagabunda Mx

Además, existen los grandes parques nacionales, entre ellos el Parque Nacional Villarica, que es al que nos dirigimos y que debe su nombre a su imponente volcán. Paramos en el pequeño poblado de Villarica que cuenta con una larga Avenida Costanera.

Retomamos la ruta y llegamos hasta Pucón, también una pequeña población que parecía una maqueta por el decorado de sus casas de madera y el volcán Villarica de guardián. Nuevamente, como tanto le gusta regalar a la Tierra en Chile, de un lado un volcán, del otro un lago, a veces uno al pie del otro.

Foto: Vagabunda Mx

Fue allí donde probamos el pisco sour, otra de las bebidas típicas chilenas. Pero más que el pisco, lo que no olvidamos fue el sabor del agua natural que la mesera nos presumió como una de las más sabrosas. Y así fue.

Después de una providencial comida en un restaurante del centro de Pucón: caldillo de congrio y una carbonada, dos platos típicos de la gastronomía chilena, paseamos por las calles para disfrutar de la vista hasta toparnos con un café, pues Pucón también es reconocido por sus chocolates y cafeterías.

Finalmente, subimos en auto hacia el volcán, donde la nieve hipnotiza. La brevedad de los atardeceres invernales nos hizo tomar el camino de regreso, pero otra de las opciones que ofrece Pucón es obviamente escalar el volcán, desde su cráter se observa una de las vistas más espectaculares del sur de Chile, desde donde se pueden ver ocho imponentes volcanes alrededor.

Otras opciones que tienes si llegas a visitar Pucón, y decides pasar varios días allí o en Villarica, son visitar los Ojos del Caburga: Desde Pucón debes tomar la carretera que va hacia Caburgua por 18 kilómetros. Ahí se encuentra el paradaro llamado el Cristo y deberás doblar a la izquierda, 2 kilómetros más allá se encuentran los Ojos del Caburga. También puedes visitar una de las termas que existen, las más famosas son las Termas Geométricas.

Cerca de Pucón se encuentran dos grandes parques, uno de ellos es el Parque Nacional Huerquehue, que desde Pucón debes tomar el camino con dirección al Lago Caburgua, depsués de 21 km tomas el desvió a la derecha por la ruta S-911. 7 km más allá se encuentra el desvió a la ruta S-975 y 7 km., más allá se encuentra la entrada al parque. El otro es el Parque Nacional Conguillío. Para llegar a él desde Pucón debes dirigirte hacia Villarrica, y tomar ahí la carretera en dirección a Choroico. Eventualmente empalmarás con la ruta S-61 la cual te llevará a Melipeuco. En Melipeuco encontrarás la señalización adecuada para llegar al Conguillío. (Rodrigo, 2020)

También puedes visitar dos de sus ríos: el río Licura, donde se puede practicar la pesca con mosca y realizar un tour de observación de aves. Para llegar al río Licura debes tomar la ruta desde Pucón hacia Caburga, antes de Quetroleufu debes tomar el desvío a la derecha en dirección a las Termas de Huife. 20 minutos más allá estarás bordeando el Río Licura. La otra opción es el río Trancura. Pucón es uno de los mejores destinos para realizar rafting del sur de Chile, con el río Trancura ofreciendo rápidos de diversas dificultades perfectos para la familia, así como otros para personas más experimentadas. 

Por la mañana, nos dedicamos a recorrer de nuevo el centro de Temuco. Visitar el Museo Regional de La Araucanía es una de las opciones, ubicado en avenida Alemania 084, al costado de la UC de Temuco, donde, pese a lo pequeño del museo, existe una valiosa colección sobre la cultura mapuche.

Nos despedimos de Temuco para partir más al sur: Puerto Varas.

Te invitamos a visitar nuestra fotogalería sobre Temuco y sus alrededores.

Fotografías: Vagabunda Mx (excepto portada y aquellas que tienen pie de foto con el crédito correspondiente).

Bibliografía

Rodrigo, (2020). Qué hacer en Pucón este verano… en Denomades.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here